Connect with us

Sáenz Peña

A la espera de una condena severa, este miércoles se conocerá la sentencia contra «Japo» Verón

Fiscalía y querella coincidieron en solicitar una pena de 40 años que surge de una calificación legal que atribuye aberrantes delitos al acusado Omar “Japo” Verón acusado de abusar sexualmente a un niño de siete años y condenarlo a un frágil estado de salud.

Apartir de las 8.30 comenzará mañana la audiencia en la Cámara Primera en lo Criminal de Resistencia donde se procederá a la lectura de sentencia contra Omar “Japo” Verón, acusado de “por abuso sexual con acceso carnal triplemente agravado, abuso sexual gravemente ultrajante como autor mediato en concurso ideal con corrupción de menores”.

El caso adquirió notoriedad por la inacción judicial de años para localizar al prófugo (cuatro años), Omar “Japo” Verón imputado por abuso sexual con acceso carnal a un niño de 7 años en 2014 en Resistencia.

CONDENA SEVERA

En la última etapa de alegatos, la querella a cargo de Paulo Pereyra y la fiscalía de Cámara a cargo de Fernando Gómez coincidieron en solicitar 40 años de prisión contra Verón por el delito de “abuso sexual con acceso carnal triplemente agravado, abuso sexual gravemente ultrajante como autor mediato en concurso ideal con corrupción de menores”.

La incorporación del delito de corrupción de menores fue solicitado en la última audiencia por la fiscal de Investigaciones, Daniela Meiriño, teniendo en cuenta que el imputado obligó a otra persona (su hijo menor de 15 años) para que cometa el abuso sexual contra el menor de 6 años. En tanto, la defensa, planteó la nulidad de la cámara Gesell y la pre cámara Gesell de la ampliación de la acusación por corrupción de menores y su absolución.

EL ABERRANTE HECHO

En agosto de 2014 a la casa de la víctima llegó uno de sus amigos de la cuadra para invitarlo a jugar a su propia vivienda. M.O fue y allí fue sometido por el padre de su amigo, Omar “Japo” Verón.

El criminal encendió una máquina de cortar pasto para que el ruido tapara los gritos y el llanto, y se encerró con su víctima. Luego bajo amenazas de que no contara nada, lo dejó ir.

Hoy la víctima afronta un frágil estado de salud y permanece internado en el hospital Nacional de Pediatría Garrahan desde 2016.

Desde el aberrante hecho, el menor presenta altibajos en su salud y debió afrontar al menos 30 intervenciones quirúrgicas, varias de ellas en el Garrahan y se encuentra a la espera de un trasplante de intestinos.

DIARIO NORTE.-

Advertisement Este es el ejemplo de un texto alternativo
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este es el ejemplo de un texto alternativo
Advertisement

Copyright © 2019 Chaco Síntesis - Todos los derechos reservados.