Connect with us

Nacionales

Qué posibilidades reales hay de reflotar el submarino ARA San Juan

Published

on

Tras el hallazgo, la Justicia pidió un peritaje para determinar si es factible sacarlo del fondo. La opinión de expertos.

Tras un año de incertidumbre, el submarino ARA San Juan fue encontrado. Ahora, todos se preguntan: ¿qué posibilidades hay de reflotarlo? Mientras algunos especialistas aseguran que es “impensado y casi imposible” otros lo ven viable aunque aclaran que implicaría muchísimo dinero y demoraría años.

“En el mundo no hay antecedentes de trabajos similares y, de aventurarnos a intentar hacerlo, podríamos arriesgar una cantidad de dinero que la Argentina no tiene y, además, con muy pocas posibilidades de éxito”, sostiene Eugenio Dimier, ex jefe de la Estación de Salvamento y Buceo Mar del Plata.

La topografía del fondo con desniveles es una de las dificultades señaladas por Dimier. Además, dice que se encuentra “sumamente averiado, sin reservas de flotabilidad y colapsado, muestra de la acción de explosiones internas y del efecto de la gran presión de esas profundidades”. “Todo hace pensar que su estructura está sumamente afectada, para lo cual los trabajos que se pudieren hacer para llevarlo a superficie podrían complicarse ante grandes posibilidades de que la nave se parta en el momento de intentar sacarla”, advierte Dimier.

Según Carlos Villa, ex jefe del Servicio de Salvamento de la Armada y gerente técnico de Hydroservice, “la profundidad en la que se encuentra (907 metros) hace casi impensado reflotarlodirectamente porque no hay sistemas de salvamento que permitan conseguir un ascenso controlado por las diferencias de presión terribles”.

“Lo que se podría pensar es en izarlo con pontones con guinches que lo lleven a media agua para remolcarlo a menores profundidades en las que los buzos salvamentistas puedan trabajar con sistemas tradicionales. Pero esto también es muy complicado porque no sólo hay que conseguir atar con cables al submarino en un fondo muy irregular y turbulento, sino que hay que tener presente que esos cables, de muy generoso perímetro, son muy pesados”, señala Villa. El máximo de profundidad que podrían alcanzar los buzos es de 300 metros.

En este sentido es que ambos concluyen en que hacerlo sería enfrentarse «a un trabajo inédito, en una zona donde las condiciones hidrometeorológicas son adversas, de montos económicos sumamente elevados y con el agravante de que lo más probable es que la tarea sea un fracaso”.

Guillermo Delmer, ex contraalmirante y actual director del Centro de Investigación y Entrenamiento Marítimo y Fluvial, va aún más allá. «Es tan difícil como ir a la Luna», apunta sobre la complejidad de un rescate bajo esas condiciones.

Con elementos similares, el ingeniero y perito naval, Martín Alejandro D´Elia, tiene otra postura. “Técnicamente, se puede”, asegura. “Tenemos como antecedente el proyecto Azorian, que encaró Estados Unidos en los ’70. El submarino ruso que buscaban reflotar estaba a más de 4.000 metros de profundidad, mientras que el ARA San Juan está a 900. Finalmente, lograron sacar una parte que pesaba 2.000 toneladas, el ARA pesa 2.500”, explica D’Elía. “En ese caso, hubo problemas con la estructura y un pedazo del submarino se rompió, por eso no fue completamente fructífero, pero sirve como ejemplo de que se pueden utilizar plataformas marítimas flotantes para este tipo de rescates”, agrega.

Según D´Elía, en el caso Azorian se diseñó un buque enorme con una abertura en el centro que tenía el tamaño del submarino que se intentaba rescatar. “Lo que se hizo fue bajar desde el medio unos guinches de acero (como los de un ascensor) y unir a ellos un vehículo de captura (ganchos similares a los de las máquinas para sacar muñecos de peluche pero gigantes)”, precisa D’Elía.

Otro caso más reciente es el rescate del Kursk, un submarino nuclear ruso que explotó con 118 tripulantes en su interior en agosto del 2000. Permaneció 14 meses en el fondo del mar y fue reflotado en tres meses. La operación costó 65 millones de dólares.

El experto sostiene que el posible rescate debería considerarse un “proyecto a largo plazo”. “Primero habría que chequear si en algún lugar del mundo poseen un barco de elevación capaz de levantar el ARA San Juan o si es necesario construir uno de cero”, explica. “También hay que evaluar el estado de la estructura del submarino y hacer los trabajos de adecuación necesarios para sacarlo. Puede que tengan que soldar algunas parte en las profundidades”, remarca.

A la lista de cuestiones a tener en cuenta, D’Elía suma el factor climático. “Esta plataforma flotante debería montarse en una zona con vientos de hasta 70 nudos y olas de 20 metros de alto”. Aclara que el costo es incalculable: “Hablamos de miles de millones de dólares”. Señala que, además, demoraría años.

Por los altos costos y las dificultades para retirarlas, muchas embarcaciones quedan con «patrulla eterna» bajo el mar. El Titanic es uno de ellos. Sus restos se encuentran a 3.821 metros de profundidad.

CLARIN.-

Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nacionales

Aprobaron la vacuna Sputnik V para mayores de 60 años

Published

on

By

La ANMAT recomendó incluir al grupo etario de mayores de 60 años en la aplicación de la vacuna Sputnik V en la Argentina  

Este mediodía el Ministerio de Salud recibió la recomendación de la ANMAT para incluir al grupo etario de mayores de 60 años en la aplicación de la vacuna Sputnik V contra el coronavirus Covid-19.

En el análisis se mencionó que los datos de eficacia, inmunogenicidad y seguridad respecto a la población total del estudio en una franja etaria de 18 a 87 años reporta un perfil de seguridad aceptable, sin eventos adversos inesperados hasta el momento de análisis.

“Considerando la cantidad de sujetos mayores de 60 años expuestos al producto en investigación, se sugirió un nuevo análisis de seguridad a la espera de eventos adversos que podrían observarse en mayor número”, indica el comunicado de Salud.

“Se recibió una nueva documentación para su análisis; entre ellos, el documento “60 + Sinópsis del reporte clínico” y el ´Reporte de estudio clínico 04-Gam-COVID-Vac-2020 versión 2.0 del 15/01/2021´. Esta información reportó un rango de eficacia del 91,8 % de la vacuna para mayores de 60 años, la inmunización de los voluntarios condujo a la formación de anticuerpos en el 98,1% el día 28 después de la vacunación y la variable de seguridad mostró un perfil que no difiere del observado en el resto de la población”, finaliza.

TODOJUJUY.-

Continue Reading

Nacionales

Boca goleó a River y es el primer campeón femenino de la era semiprofesional

Published

on

By

No le costó demasiado a Boca meterse este martes en la historia como el primer campeón femenino de fútbol en su era semiprofesional: las futbolistas que conquistaron su 24º título golearon a River por 7 a 0 en la final superclásica que definía al mejor del Torneo Transición 2020. La goleada de las dirigidas por Christian Meloni -con cinco tantos marcados en los 45 minutos iniciales- puso en el marcador la notoria superioridad que las de azul y oro plasmaron sobre el césped del estadio José Amalfitani.  

Una imagen, a los 29 minutos de la primera etapa, fue signo de aquello que sucedió en Liniers: la uruguaya Carolina Birizamberri, goleadora de River, intentaba proteger la pelota bajo la suela contra la línea de cal, pero su intento iba a fracasar. No hubo potencia ni velocidad capaz de hacerla escapar del cerco en la que las futbolistas xeneizes la encerraron para robarle la bola: Boca ya ganaba 3 a 0, pero eso no frenaba la ambición feroz de la lateral Julieta Cruz, la volante Clarisa Huber y la goleadora histórica Andrea Ojeda, metáforas de un equipo que llegó a la final decidido a ser el único protagonista y a volver a ganar un título después de ocho años.

Yamila Rodríguez encendió el fútbol y abrió la lluvia de goles: a los 13, con una asistencia para Huber, y un minuto después, tras una gambeta y un remate que la misionera clavó al ángulo.

Más allá del lucimiento colectivo, Cruz, Huber y Carolina Troncoso fueron la estelar banda derecha que atropelló al conjunto de Daniel Reyes en la primera parte. Desde ese furioso ataque llegaron los gritos de Andrea Ojeda (que cerró el certamen como goleadora, con 10 tantos), Fabiana Vallejos y el golazo de Lorena Benítez, con un violento remate desde afuera del área. En la segunda etapa, sin la intensidad que las xeneizes tuvieron en el primer tiempo, River siguió sin encontrarle la vuelta al partido.
Boca, el único equipo que inició la era semiprofesional contratando a la totalidad de su plantel en septiembre de 2019, fue el que se llevó los laureles. Oliveros; Cruz, Quiñones, Espíndola, Stabile; Huber, Benítez, Vallejos; Troncoso, Ojeda y Rodríguez salieron a la cancha y sus nombres quedarán en la historia, porque fueron las que más brillaron y las primeras campeonas de unos mejores tiempos para las futbolistas argentinas.

PAGINA 12.-

Continue Reading

Nacionales

The Wall Street Journal: “Argentina es un campo de pruebas de la vacuna rusa”

Published

on

By

El prestigioso diario estadounidese The Wall Street Journal publicó este lunes un artículo en el que asegura que la Argentina “es un campo de pruebas para la campaña mundial de vacunas de Moscú”. Con ese título, el periódico criticó la campaña de vacunación en la Argentina y advirtió sobre la estrategia rusa para captar el mercado de los países emergentes en la lucha frente al coronavirus.

La publicación sugiere que la “Argentina es hoy el principal país fuera de Rusia que está vacunando a gran escala con la Sputnik V”, ya que este fin de semana llegaron las segundas dosis de los 300.000 esquemas de vacunación que se están aplicando al personal de salud.

El contrato firmado con el gobierno de Vladimir Putin establece la venta de dosis para vacunar a un total de 10 millones de personas antes de febrero, con la opción de 5 millones más a marzo, según lo anunciado por el presidente Alberto Fernández cuando presentó el contrato, a principios de diciembre.

Respecto de la campaña de vacunación local, el periódico afirma que la vacuna rusa y su seguridad “despertaron cierta desconfianza entre los argentinos”. “Argentina es el primer país importante fuera de Rusia que comienza a inocularse con Sputnik a gran escala. Sin embargo, el lanzamiento allí ha puesto de relieve cuestiones relacionadas con la falta de transparencia sobre la eficacia de la vacuna patrocinada por el Estado, lo que ha despertado cierta desconfianza entre los argentinos sobre su seguridad”, reza el artículo sobre nuestro país.

Moscú aprobó la Sputnik V para uso doméstico en agosto antes de finalizar las pruebas. Los datos publicados desde entonces han demostrado que la vacuna fue 91,4% efectiva para proteger a las personas del COVID-19, y se espera que se publique un estudio revisado por pares en las próximas semanas. Alrededor de un millón de rusos han recibido la vacuna.

Otros países se han apresurado a comprar una vacuna más barata que las alternativas occidentales. La Sputnik V, llamada así por el satélite soviético puesto en órbita durante la Guerra Fría, ocupa el tercer lugar en el mundo por dosis ordenadas por países de ingresos medios y bajos, según el Centro de Innovación en Salud Global de la Universidad de Duke, por delante de los farmacéuticos estadounidenses Pfizer Inc. y Moderna Inc. y vacunas de China. Ocho países fuera de Rusia han autorizado la inyección para uso de emergencia.

Sin embargo, la vacuna rusa no ha sido aprobada por las autoridades sanitarias occidentales ni ha recibido la autorización de la OMS, de la que dependen muchos países en desarrollo para examinar las vacunas. Rusia ha iniciado conversaciones con la Agencia Europea de Medicamentos sobre la aprobación de la inyección en la Unión Europea y ha solicitado la autorización de la OMS.

“En Argentina, que comenzó a aplicar la Sputnik V a su población el 29 de diciembre y ordenó 20 millones de dosis, la falta de documentación sobre los ensayos clínicos en Rusia con personas mayores ha llevado al gobierno argentino a inocular solo a personas menores de 60 años”, aseguran desde el diario estadounidese. Y continúan: “Si bien las autoridades rusas dicen que han proporcionado datos a Argentina que muestran que la vacuna es segura para personas de 60 años o más, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica, ANMAT, dice que no ha recibido la documentación”.

Según The Wall Street Journal, solo el 39% de los argentinos tiene algún grado de confianza en la vacuna Sputnik V, en comparación con casi el 60% de las vacunas desarrolladas por Pfizer y BioNTech SE, y AstraZeneca PLC y la Universidad de Oxford.

“Entre los primeros países de América Latina en comenzar a inocular, 200.000 personas en Argentina han recibido la Sputnik V, en su mayoría personal de salud y otros trabajadores esenciales. Muchos de ellos se han alegrado de recibir la inyección y dicen que los argentinos se volverán menos escépticos a medida que se administren más dosis”, sostienen.

Los países más pobres de América Latina, África y Asia tienen opciones limitadas para asegurar las vacunas, aunque esperan recibirlas más adelante en el año a través de la iniciativa Covax respaldada por la Organización Mundial de la Salud. Con los Estados Unidos y las naciones europeas comprando la mayoría de las dosis disponibles de fabricación occidental, Rusia ha dado un paso adelante.

Moscú espera aprovechar un mercado mundial de vacunas contra el coronavirus estimado por funcionarios rusos en USD 100 mil millones anuales. “Estábamos en el lugar correcto en el momento correcto con una de las mejores vacunas del mundo y queríamos compartirla con el mundo”, dijo Kirill Dmitriev, director ejecutivo del Russian Direct Investment Fund, un fondo soberano que financió el desarrollo de la vacuna y la comercializa internacionalmente.

Los funcionarios rusos dicen que apuntan a una participación de mercado de hasta el 30% entre las vacunas contra el COVID-19 en los países que compran la Sputnik V. Y en un intento por acelerar el lanzamiento global, están destacando la posibilidad de administrar solo una dosis, que según las autoridades rusas tiene una efectividad del 73% al 85%.

Además de Argentina, solo Serbia y Bielorrusia están aplicando actualmente la vacuna. Más de una docena de países han cerrado acuerdos con Rusia, incluidos India y México. El país ha recibido solicitudes o expresiones de interés por 2.400 millones de dosis.

Para sus clientes extranjeros, Rusia planea producir vacunas en el exterior, incluso en un laboratorio brasileño, União Química, que espera producir vacunas para los países vecinos. El viernes, el Fondo Ruso de Inversión Directa solicitó la aprobación regulatoria en Brasil para el uso de emergencia de 10 millones de dosis para el primer trimestre de 2021. Sin embargo, el regulador de salud de Brasil, Anvisa, dijo el sábado que la inyección no cumplió con los requisitos mínimos para dicha autorización. También dijeron que el laboratorio no le dio a Anvisa las garantías adecuadas sobre las pruebas de la etapa 3 de Sputnik V en el país.

“Al sufrir uno de los peores brotes de coronavirus en América Latina, Argentina inicialmente esperaba obtener vacunas de los productores occidentales, pero no logró llegar a un acuerdo con Pfizer por razones que los funcionarios argentinos no han revelado.

El gobierno del presidente Alberto Fernández tiene un acuerdo con AstraZeneca para recibir 22 millones de dosis, pero la fecha de entrega no está clara. Mientras tanto, la vacuna de Rusia estaba lista para funcionar. A menos de USD 10 por oportunidad , Sputnik V fue una alternativa atractiva para el gobierno de Argentina, que incumplió con USD 65 mil millones en deuda externa el año pasado y cuyas reservas netas son cercanas a cero, según economistas privados”, finalizaron.

INFOBAE.-

Continue Reading
Advertisement Este es el ejemplo de un texto alternativo
Advertisement

Facebook

Tendencia

Copyright © 2019 Chaco Síntesis - Todos los derechos reservados.